Control de los Representantes de los Trabajadores

Los enlaces sindicales o representantes laborales cumplen una función práctica como mediadores entre las posturas del empresario y sus trabajadores, defendiendo los intereses de estos últimos. Si bien es una figura que nuestro derecho legitima y les da ciertas prerrogativas, es quizás por estas causas  que en manos de personas débiles, de poca honestidad y honradez  se genera una tentación en el abuso de sus privilegios.

El abuso reiterado de las horas establecidas para carácter sindical o de representación empleando las mismas para uso y disfrute personal o de ocio, por parte del representante, incurre en una grave falta hacia el empresario e incluso hacia el resto de trabajadores afiliados a dicho sindicato.

La constatación de que su empleado realiza sus funciones de representante sindical con la diligencia debida es esencial, para el correcto funcionamiento de su empresa y una garantía para sus trabajadores.
En cualquier otro supuesto, usted tiene el derecho a tomar las medidas oportunas en contra de este trabajador mediante todos los medios que la ley  pone a su alcance. Por ello, contactar con TROYA ha de ser el primer paso en su investigación para esclarecer las sospechas que puedan recaer sobre sus empleados.